sábado, 20 de abril de 2013


Tuve un primer contacto con el talento de Ocean Howell unos años atrás gracias a la genial promo de Ipath aquí linkada. Cual fu mi sorpresa que, a medida que preguntaba a colegas más mayores sobre de dónde coño había salido semejante gacela, pude ir descubriendo como, en realidad, este elegante personaje no había sido más que el niño prodigio de su época y algo así como el patinador favorito de todo aquellos que ya estaban patinado en época del Next Generation.

Gracias al pozo sin fondo que resulta internet para gente de nuestra calaña el infame Manolo vuelve a la carga con su particular restrospectiva. Muy buena mierda.


Sin más. Fin de la retransmisión.


GoShred!

0 comentarios:

 
Toggle Footer